Hoy es un día muy importante e histórico para nuestro país hermano Argentina, donde se legalizó este jueves el autocultivo de cannabis medicinal y la venta de aceites terapéuticos en farmacias, tras una larga y ardua lucha que comenzó hace años. Las familias que sufren han sido escuchadas y se les ha dado después de mucho tiempo una luz de esperanza, que asegura un acceso oportuno y seguro para tratar sus enfermedades.
“Mamá Cultiva cruza las fronteras, la lucha que llevamos en el corazón es transversal porque busca respetar el derecho universal de acceso a la salud para todas y todos. Estoy muy contenta por este gran avance que dará alivio a cientos de familias argentinas con la modificación del Artículo 8 de la Ley del país vecino, que incluye la autorización del cultivo personal y en red para los usuarios, investigadores y pacientes que se registren en el Programa Nacional de Cannabis”, dice Paulina Bobadilla.
En Chile no bajaremos los brazos , Mamá Cultiva en nuestro país seguirá luchando para cambiar el panorama local y para que todas y todos los que sufren sean escuchados, porque noticias como esta sólo nos dan más fuerzas. Esperamos que pronto deje de dormir en la Comisión del Senado la Ley Cultivo Seguro porque miles de personas necesitan una pronta solución.